Último momento

 

Leer en

 

Noticias

26.06.2013 | 16:12

Antes de... : una trilogía adorada

Esta semana se estrena Antes de la medianoche, la tercera parte de la saga dirigida por Richard Linklater y protagonizada por Ethan Hawke y Julie Delpy

Y llegó la tercera. Después de Antes del amanecer y Antes del atardecer llega Antes de la medianoche. Jesse (Ethan Hawke) y Celine (Julie Delpy) regresan, otra vez, después de nueve años. La primera fue en 1995, la segunda en 2004. En la primera se conocieron, en la segunda se volvieron a encontrar. ¿Y en la tercera? Para qué contar. Lo cierto es que el punto de partida es completamente distinto. Y que esta es la película en la que menos se camina, y en la que aparecen más personajes.

Las tres Antes... son películas que cuentan períodos de tiempo corto, se relata una jornada. En el medio de las películas está el tiempo extenso, los nueve años que han cambiado a Jesse y Celine y que cambian a cualquiera. Una historia de amor que comenzó hace casi 20 años. No son tantos los casos en la historia del cine en los que los mismos actores vuelven a interpretar a los mismos personajes en función de un paso del tiempo en la historia contada que es equivalente al de la vida real. Vemos el paso del tiempo en el cuerpo de los actores, en sus rostros. Las tres películas de Linklater se basan en los diálogos, en las miradas, en los sentimientos. La fluidez, la capacidad de narrar una gran historia de amor a partir de detalles son parte de los grandes logros de la (por ahora) trilogía. En la preposición "antes" está, por supuesto, una de las claves: antes de que sea demasiado tarde. El cine, arte del tiempo, puede enfatizar esa naturaleza: y las Antes de Linklater son, a su manera, películas del más emocionante de los suspensos, uno de los dos suspensos básicos del cine: ¿qué pasará entre el chico y la chica? Aquí tienen un video con fragmentos de las tres películas, en orden inverso:


La trilogía de Linklater-Hawke-Delpy ha sido comparada con la Nouvelle Vague, especialmente con el cine de Eric Rohmer, uno de los grandes maestros de los diálogos en el cine. Otro director de la Nouvelle Vague que viene al caso es François Truffaut, y no sólo porque su tema central siempre fue el amor. Truffaut fue el creador de una de las más grandes sagas (no estamos hablando de taquilla, aunque fueron exitosas) de la historia del cine: la saga de Antoine Doinel. En cuatro largometrajes y un corto, Truffaut contó la vida de Doinel (Jean-Pierre Léaud) desde la adolescencia hasta los 35 años. Las películas fueron Los 400 golpes (1959), Antoine y Colette (1962, corto), Besos robados (1968), Domicilio conyugal (1970) y El amor en fuga (1979). Si no vieron esa saga, ya es hora de que lo hagan. El tiempo pasa. Aquí hay fragmentos de los cinco títulos con Doinel más algunas fotos:


Por Javier Porta Fouz

Notas relacionadas

Cinco razones para ver Antes de la medianoche

Ir al cineCalificar
Encontrá esta película en Guía LA NACION y planeá tu próxima salida.

Quienes leyeron esta nota, también leyeron: