rollingstone.com.ar

David Bowie: 25 momentos inolvidables en la pantalla

Cinco décadas de clips innovadores y cameos locos del video-artista definitivo del rock

Ningún artista usó el video de manera tan creativa como David Bowie, el hombre que redefinió la idea de interpretar música para la cámara. Antes de que existiera MTV, hizo más que nadie para inventar el video musical... y después amplió sus límites tanto como se podía. Tomó su carrera en el cine más en serio que cualquier otro cantante de rock, construyendo una obra cinematográfica única. Y su viaje fantástico a través de 50 años de cultura pop lo llevaron por toda la televisión, apareciendo en todos lados, desde programas matutinos hasta festivales en vivo. De una vida frente a las cámaras, aquí están los 25 momentos más inolvidables de Bowie en la pantalla.

"Oh! You Pretty Things" en "The Old Grey Whistle Test" 1972



Un clip en vivo de 1972, para The Old Grey Whistle Test, el programa de la BBC. El joven Bowie está sentado al piano y canta su balada de Hunky Dory, extendido sobre la banqueta con un overol con los botones desabrochados. Ya parece de otro mundo, mirando a cámara con sus ojos encantadoramente descoloridos.

"Starman" en "Top of the Pops" 1972



La aparición legendaria en Top of the Pops del 6 de julio de 1972, el momento en el que Bowie se volvió Bowie. Rasguea una guitarra acústica azul, con el pelo rojo, un traje espacial colorido y botas de astronauta, ocasionalmente apoyando el brazo sobre Mick Ronson. En menos de cuatro minutos, pasó de ser un folkie aplicado a ser el fenómeno más escandaloso del rock inglés. Casi todos los que vieron esto quisieron formar su propia banda de rock & roll.

"John, I'm Only Dancing" 1972



Un chiste de bajo presupuesto dirigido por Mick Ronson antes de que hubiera nada parecido a un video de rock. Bowie se pavonea con el pelo parado color naranja neón, campera de cuero, las uñas pintadas de rojo, pestañas falsas y un tatuaje de un ancla en el cachete que grita: "¡Hola, marinero!". Los bailarines de la troupe de mimos de Lindsay Kemp fueron prohibidos en Top of the Pops por ser demasiado arriesgados.

"The Jean Genie" 1973



Unos frotamientos con Cyrinda Foxe, la máxima "chica Bowie" de principios de los 70, o como dijo Bowie: "Una cónyuge marca Marilyn". La platinada Srta. Foxe luego se casó con Steven Tyler y David Johansen, pero es adorada por los fans de Bowie como la musa que le enseñó a Bowie cómo usar zapatos de stripper.

"Life on Mars?" 1973



Otro video de Mick Ronson, armado cuando la balada de 1971 se transformó en un hit. Bowie no necesita utilería ni banda: el chico espacial aparece solo frente a una pantalla blanca, en un traje largo turquesa, lápiz labial rojo y demasiada sombra azul. Los colores parecen cambiar a medida que la música se pone cada vez más triste.

"I Got You Babe" en "The 1980 Floor Show" 1973



Bowie se superó a sí mismo en términos de espectáculo en este especial para la TV americana, The 1980 Floor Show. Para el gran final, se puso un corset de vinilo rojo con plumas negras para cantar un dúo de Sonny and Cher con Marianne Faitfull vestida de monja. Bowie recordó: "Debido a su formación en un convento, sentí que Marianne iba a estar fantástica de monja, aunque sin un panel blanco en el traje, para mostrar su espléndida cola". Lástima que la tevé americana no estaba preparada para enfocar de atrás a Sor Faithfull.

"Footstompin'" en "The Dick Cavett Show" 1974



Un Bowie que parecía absurdamente borracho visita el talk-show para presentar su nuevo grupo de soul. También se sienta a charlar, inhalando, girando su bastón y murmurando un balbuceo cocainómano incoherente ante el aterrado conductor. La rompe en el clásico del R&B "Footstompin'", con un cameo audaz de su novia Ava Cherry bailando... aunque ella parece demasiado enérgica para un hombre en las condiciones de Bowie.

"Cracked Actor" 1975



El documental de Bowie firmado por Alan Yentob para la BBC durante una gira por Estados Unidos sigue chocando como un retrato íntimo de un artista mareado, perdido en la locura de la industria de la música. La escena más indeleble: Bowie sentado en el asiento trasero de su limo, paseando por el desierto, cantando una de Aretha Franklin que suena en la radio mientras bebe de un cartón de leche. "Hay una mosca en mi leche", dice Bowie. "Así es como me siento [en Estados Unidos]: un cuerpo extraño, y no puedo evitar absorberlo."

"Young Americans" en "Cher" 1975



Dos de las divas más grooveras de los 70 se encuentran para un dúo televisivo en el programa de variedades de Cher: el momento más bizarro en la carrera de ambos artistas. Su versión de "Young Americans" se transforma en un enganchado de hits caótico, en el que Bowie se arrodilla para cantarle una serenata a Cher. David no se ve bien, pero sigue siendo brillante.

"Golden Years" en "Soul Train" 1975



Seguro parecía una ocasión histórica: el hombre más blanco del mundo invitado a Soul Train. Primero Bowie balbucea en el piso, hasta que Don Cornelius, preocupado, le dice: "OK, David, creo que hay que seguir". Después encuentra el ritmo en "Golden Years", aunque no se acuerda de la letra. "Nunca me importó aprendérmela", confesó Bowie años después.

"The Man Who Fell to Earth" 1976



Su papel más famoso en cine. El director Nicolas Roeg vio el documental Cracked Actor y se dio cuenta de que había encontrado al hombre perfecto para hacer de un marciano perdido en Estados Unidos. "El único recuerdo puntual que tengo de esa película es que no tuve que actuar", dijo Bowie en 1993. "En esa época, yo no pertenecía a la Tierra."

"Stay" en "Dinah!" 1976



El regreso del Duque Blanco. Bowie nunca se movió mejor, contoneándose al ritmo "Stay" en un traje azul eléctrico y dándoles a las amas de casa americanas un anticipo de su sorprendente grupo nuevo de funk en el talk-show de Dinah Shore. También es encanto puro en la entrevista, incluso en una parte en la que le dan lecciones de karate. Los otros invitados de Shore aquella mañana -Nancy Walker y Henry Winkler, estrellas de la TV de los 70- le dan a Bowie la oportunidad de soltar amablemente: "Soy muy fan de Fonzie".

"Heroes" en "Musikladen" 1978



Cada vez que Bowie cantó "Heroes" fueron ocasiones especiales. Pero ninguna más que esta versión para Musikladen, el programa de televisión alemán. Toda la performance, de 40 minutos, es Bowie de la etapa Berlín alcanzando un pico en su carrera en términos de osadía vocal y poder soulero.

"Boys Keep Swinging" 1979



Bowie hace una jugada audaz de mezcla de géneros sexuales, metiéndose en la incipiente zona del video de rock, junto al director David Mallet. Todo se transforma en una fiesta drag, en la que Bowie desfila por una pasarela con varios disfraces femeninos.

"The Man Who Sold the World" en "Saturday Night Live" 1979



Bowie subió la vara respecto de lo que podían hacer los músicos para salirse con la suya en SNL, junto a artistas de performance como Klaus Nomi y Joey Arias para rutinas de vanguardia desquiciada que involucraban marionetas, perros de juguete, trajes Dada... y un grupo de cantantes llevando a Bowie en andas.



"Ashes to Ashes" 1980



Con un slide show de cuatro minutos de identidades fragmentarias -Bowie en la playa vestido de payaso, encerrado en una celda psiquiátrica, atado a una silla de dentista y encadenado a una pecera-, este video se volvió una de las películas más escalofriantes de los 80.

"China Girl" 1983



MTV siguió a Bowie muy de cerca durante su etapa Let's Dance, con una serie de videos de Mallet. El más sorprendente fue esta sátira de la obsesión sexual. Geeling Ng, la actriz, hace el rol protagónico del objeto de deseo de Bowie. Alcanza el clímax en una larga escena de sexo en la playa que fue censurada por MTV. La cadena no quería mostrar el culo de Bowie, por más providencial que fuera.

"The Hunger" 1983



Su tristemente célebre película de vampiros con Catherine Deneuve y Susan Sarandon. (Sí, las chicas se besan. ¿Cómo sabías?) Los primeros seis minutos son una cumbre en la esporádica carrera de Bowie en el cine: en busca de carne humana joven para morder, Deneuve y él merodean un club gótico mientras Bauhaus toca "Bela Lugosi's Dead". Stevie Nicks hace poco dijo que The Hunger era uno de sus momentos preferidos en la carrera de Bowie: "Es escalofriante, bizarra e increíblemente hermosa".

"Blue Jean" 1984



Una comedia bufonesca extraída de Jazzin' for Blue Jean, la película de Julien Temple de 21 minutos. Bowie hace dos papeles: el rockstar luminoso con pantalones Harem, y el tonto del público cuya novia está enamorada del rockstar. Y en el papel del bajista de Bowie está Richard Fairbrass, quien más tarde sería el cantante de Right Said Fred, los de "I'm Too Sexy".

"Dancing in the Street" 1985



Esta competencia de baile con Mick Jagger es uno de los momentos más extraños en la historia de MTV. Despachando el video en una larga noche, estos dos pavos reales se enfrentan sin vergüenza para eclipsarse entre ellos, parodiando los movimientos el uno del otro. Al amanecer, chocan los culos para terminar. Digamos que fue un empate.

"Laberinto" 1986



Créase o no, cuando aceptó el papel del Rey Goblin en la película infantil de Jim Henson, se burlaron mucho de Bowie. Parecía la cosa más indigna. Pero Bowie rio último, porque Laberinto se volvió su Submarino amarillo: la droga de iniciación para nuevas generaciones de fans.

"I'm Afraid of Americans" 1997



Un artefacto fascinante de la época de más bajo perfil de Bowie: los 90. Hace de un hombre común que camina por Nueva York. excepto que lo persigue Trent Reznor, de Nine Inch Nails, con una campera militar estilo Taxi Driver y sin lavarse el pelo desde The Downward Spiral. Una vidriera escalofriante para ambas estrellas.

"Zoolander" 2001



Bowie se roba la comedia clásica de Ben Stiller y Owen Wilson. Cuando el modelo Derek Zoolander desafía a Hansel, su archirrival, para resolver sus disputas en la pasarela, lo que necesitan es un juez. ¿Adivinen quién aparece? Tienen suerte de que no se sume a la batalla, porque nadie podría ganarle a las poses de Bowie.

"The Stars (Are Out Tonight)" 2013



El video clave de su histórico regreso con The Next Day. Después de años fuera de la vida pública, vuelve para hacer de la mitad de una tranquila pareja de barrio, con Tilda Swinton, quien se parece a Bowie, en el papel de su esposa. El mejor momento: Bowie golpea la pared del clon de Bowie de al lado, quien escucha música demasiado fuerte.

"Lazarus" 2016



Un clip intensamente emotivo, aun antes de saber que era su despedida del mundo que él había transformado de tantas maneras. Está repleto de imágenes inolvidables: Bowie en una cama enfermo, con los ojos vendados, cantando: "Tengo cicatrices que no se pueden ver". Bowie escribiendo en su escritorio, luchando por mantenerse erguido. Bowie temblando en el piso y encerrándose en el armario. "Lazarus" se volvería una despedida cautivante de un artista que nunca dejó de buscar maneras de sorprendernos y desafiarnos.

Rob Sheffield

COMPARTILO
 Notas mas leidas
PUBLICIDAD
Revista Rollingstone