rollingstone.com.ar

El rock nacional bancó a La Renga en los Premios Gardel

Después de que se confirmara que el trío no puede tocar en Huracán, varios músicos defendieron a la banda

 
La Renga recibió el apoyo de sus colegas. Foto: RollingStone/ Rodrigo Alonso

La ceremonia de los Premios Gardel en el teatro Gran Rex recién estaba arrancando cuando la conductora Gabriela Radice subió al escenario a anunciar al ganador del segundo premio de la noche -Mejor Artista Femenino de Tango- y dijo: "Qué lindo sería ver a La Renga en Buenos Aires". Fue un comentario inesperado por parte de una persona ajena al mundo de la música, que sin embargo generó la primera gran ovación de la jornada.

En la previa, Rolling Stone habló con varios músicos sobre la denegación de la autorización del Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires para que La Renga pudiera realizar una serie de shows en la cancha de Huracán, y así volver a tocar en Capital Federal después de diez años.

"Suena medio facho", dijo Dante, que se refirió a la medida como "una locura". David Lebón, por su parte, dijo: "No se entiende. No quieren nada que se parezca a un show del Indio, pero en el país pasan cosas mucho más tremendas sin que nadie diga nada".

"Por supuesto que hay que tener en cuenta todas las medidas de seguridad, pero da bronca que ahí mismo [por la cancha de Huracán] ya se hacen eventos de esa magnitud, como partidos de fútbol", dijo Brenda Martín de Eruca Sativa. "Es como si hubiera un prejuicio contra el género, y me parece que eso no va: estamos en 2017."

De cara al futuro, Daniel Melingo habló de "encontrar los recovecos" del sistema. "Tenemos que darnos cuenta de que el país cambió, reinventarnos y aprender nuevos caminos para llegar al mismo lugar", dijo. El músico y actor Benjamín Amadeo apuntó a la comunicación. "Esto evidencia una gran falta de diálogo", dijo. "No podemos ignorar hechos culturales enormes sólo porque no sabemos cómo hacerlos. Quizás la banda debería resignar ingresos para invertir en seguridad, y el Gobierno también asignar recursos para eso."

Minutos antes de que empezara la ceremonia, el Mono de Kapanga pasó por la alfombra roja y fue contundente. "Son unos caretas", dijo. "Después vienen Daddy Yankee y Maluma, meten 60.000 personas y a todos les parece bien."

COMPARTILO
En esta nota:
 Notas mas leidas
PUBLICIDAD
Revista Rollingstone